¿Pudo evitarse el cierre de las empresas?

Blog de Finanzas y Economía

Factor Financiero
Analista financiero online Pedro J Garcia

 Escrito por Pedro J. García

15 marzo, 2016
}

3 minutos de lectura

Muchas empresas cerraron desde 2011 por culpa de la crisis, ¿como se podía haber evitado?
En varios estudios, realizados por diversas entidades públicas y privadas, se muestran las causas principales por las que las empresas han acabado cerrando en este período de crisis, que según parece y se indica, está empezando a superarse, y que hemos sufrido desde 2008.

Como es de esperar, esta situación ha afectado en mucha mayor medida a las pequeñas y medianas empresas, las Pymes. Según publica su propia patronal, Cepyme, 102.000 compañías han echado el cierre desde 2011 en toda España. Si se cuenta desde el principio de la crisis, pues podríamos llegar a asustarnos, y casi mejor no conocer el número.

Las causas están claramente relacionadas con la parte financiera; alegan la falta de financiación por parte de las entidades financieras. Oficialmente es la morosidad, el no cobro de sus deudas lo que ha motivado el cierre en una gran parte, pero es que es precisamente es la falta de financiación, o la no adecuada atención a la financiación, lo que provoca la falta de liquidez, que deriva en el no pago de las deudas, el no cobro por parte de otra empresa, que a su vez activa la reacción en cadena: “yo no cobro, así que no puedo pagarte”.

Entre las 5 principales causas de cierre de empresas, sin tener en cuenta períodos de crisis, se encuentra en el número 3 “la mala gestión financiera de los beneficios”. Yo lo dejaría en “la mala gestión financiera”, a secas, pues no es sólo que no se gestionen bien los beneficios, sino que antes de llegar a los beneficios, la falta de gestión financiera provoca tensiones de tesorería, sobrecostes de financiación y el no acometimiento de inversiones; habría que decir, que una empresa que no invierte acaba muriendo, y toda inversión ha de ser al menos estudiada y estructurada financieramente.

A la vista de esto, yo creo que queda bastante claro que toda empresa que quiera crecer y ser sostenible, además de claro está vender, tiene que gestionar y prestar atención a sus finanzas. Normalmente una Pyme diría que “para su volumen” no necesita dirección financiera, o que no se lo puede permitir. Pero la gran cuestión es precisamente que lo que no puede es no permitírselo, y puede perfectamente tener un servicio externalizado para esta labor. Una buena gestión financiera, además de dar cierta garantía, se paga sola, al evitar errores que hacen a las empresas incurrir en sobrecostes.

Pero yo he oído a muchas personas culpar de sus males, financieros y no financieros, a otras personas, y por su puesto a las entidades financieras. No digo que no haya habido decisiones en las mismas que han perjudicado, pero empresas que financieramente hayan estado gestionadas, al menos estoy seguro de que han aguantado mucho mejor las duras consecuencias de la recesión económica; la dependencia del sector bancario en general es muy alta en este país. Actualmente ya se trabaja y se regula en otras “fuentes alternativas”, a la financiación bancaria para las pymes. Aunque si alguien piensa que estos otros financiadores van a financiar empresas con menores exigencias que la banca, se está equivocando, y mucho. Por tanto igualmente se impone estar bien gestionado, económica y financieramente, pues me consta que estos inversores pueden ser incluso más exigentes que la propia banca a la hora de invertir en una empresa.

Los tiempos han cambiado, seguirán cambiando a mucha velocidad, y se impone que mejorar y profesionalizar todas las áreas de las empresas, por supuesto la financiera como palanca para crecer y ser sostenible. Me gustaría pensar que los números anteriores no se volvieran a ver, si bien para eso ha de haber un cambio de conciencia y tomar las riendas de nuestras empresas, apoyándonos en aquello que no dominamos, en otros profesionales preparados para ello, y en el caso de las finanzas, me atrevo a decir que es un punto vital en el mundo empresarial, máxime de las Pymes, que normalmente carecen de estos controles.

Suscríbete a mi Blog Financiero y Descarga gratis mi eBook

CÓMO HACER UN ANÁLISIS ECONÓMICO-FINANCIERO EN TU EMPRESA

Aprenderás a saber cual es la evolución de tu empresa y analizar su situación, todo para tomar mejores decisiones y anticiparte a la situación.

Pedro J. García es el responsable del tratamiento de tus datos con la finalidad de remitirte información de interés sobre temas relacionados con la gestión empresarial y las finanzas. Tienes derecho de acceso, rectificación, supresión, limitación u oposición al tratamiento y derecho a no ser objeto de decisiones automatizadas, así como a obtener información sobre el tratamiento de tus datos. Más información en nuestra Política de Privacidad.

Suscríbete a mi Blog Financiero y Descarga gratis mi eBook

CÓMO HACER UN ANÁLISIS ECONÓMICO-FINANCIERO EN TU EMPRESA

Pedro J. García es el responsable del tratamiento de tus datos con la finalidad de remitirte información de interés sobre temas relacionados con la gestión empresarial y las finanzas. Tienes derecho de acceso, rectificación, supresión, limitación u oposición al tratamiento y derecho a no ser objeto de decisiones automatizadas, así como a obtener información sobre el tratamiento de tus datos. Más información en nuestra Política de Privacidad.

También te puede interesar…

Pin It on Pinterest

Share This